Recomiendan expertos demoler Plaza Condesa por riesgo de derrumbe

Compartir en email
Email
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en telegram
Telegram

De acuerdo con dictámenes técnicos y estudios estructurales emitidos por el gobierno capitalino, el edificio Plaza Condesa, ubicado en la colonia Condesa, alcaldía Cuauhtémoc de la Ciudad de México (CDMX), presenta desplomes y un estado de alta vulnerabilidad, por lo que podría “sufrir algún colapso parcial o total”, lo que pondría en riesgo a la población.

“El inmueble se encuentra en un estado de alta vulnerabilidad, ante cualquier evento sísmico de magnitud importante, es decir, podría sufrir algún colapso parcial o total afectando su entorno”, explica una de las conclusiones derivadas de un dictamen oficial emitido por e ISC en 2020.

Otra de las evaluaciones que demuestra el grave deterioro en toda la estructura del edificio, que funcionó como un foro de espectáculos hasta 2020, elaborada por el Instituto para la Reconstrucción, Recuperación y Transformación de la CDMX (ISC), la cual advierte sobre todo el daño estructural que sufrió el inmueble por los sismos de 2017.

Te puede interesar: Abren petición en change.org para detener fiestas en el Plaza Condesa

“La evaluación asegura que el cuerpo uno presenta un desplome notorio con dirección al cuerpo dos, el cuerpo tres presenta un desplome en dirección al estacionamiento y explanada del acceso al centro de espectáculos ubicado en calle Juan Escutia”, así lo especifica el documento emitido por el ISC, firmado por Renato Berrón Ruíz, director general del organismo.

El Plaza Condesa pone en grave riesgo a la ciudadanía, así lo demuestran diversos dictámenes y estudios.

Ambos dictámenes coinciden en recomendar la aplicación del Artículo 224 del Reglamento de Construcciones para el Distrito Federal,  el cual establece que “cuando la administración tenga conocimiento de que una edificación presente algún peligro para las personas y los bienes previo dictamen técnico, el propietario deberá realizar reparaciones, obras o demoliciones necesarias”. 

Ciudadanía exige detener operaciones clandestinas

Aunque en mayo de este año el Plaza Condesa fue clausurado con los sellos de suspensión de actividades, el espacio abandonado ha sido utilizado para fiestas clandestinas y también como centro de operaciones de grupos delincuenciales. 

En mayo y junio, vecinos del corredor Roma-Condesa difundieron videos y fotografías, que demuestran cómo entran y salen personas del lugar, pese a los sellos de clausura.

Además abrieron la petición: “NO a la operación clandestina de antros y bares en la Ciudad de México”, en la plataforma change.org. que ya reúne más de 200 firmas hasta el momento.

El Plaza Condesa pone en grave riesgo a la ciudadanía, así lo demuestran diversos dictámenes y estudios.

El Plaza Condesa funcionó como un foro de espectáculos y entretenimiento, sin embargo, ahora representa un grave riesgo para la ciudadanía, ya que colinda con condominios y zonas departamentales.

Por su ubicación también podría dañar a los transeúntes de las avenidas Juan Escutia, Tamaulipas y Nuevo León, de las más transitadas en la Ciudad de México.

Este inmueble fue construido entre 1952 y 1973 por el ingeniero Francisco J. Serrano, no obstante, en su diseño no se contemplaron las observaciones antisísmicas que se incorporaron en el reglamento de construcciones del Distrito Federal en 1987, 1993 y 2004.

JGR