Recomienda EU seguir usando cubrebocas aún vacunados

Compartir en email
Email
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en telegram
Telegram

El gobierno estadounidense reconsideró el uso de cubrebocas, pues el aumento de contagios es alarmante.

Debido a la expansión de la variante Delta en Estados Unidos, ya representa más de 80% de los contagios, ha obligado a las autoridades sanitarias estadounidenses a dar marcha atrás en sus recomendaciones.

Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) anunciaron ayer que vuelven a recomendar el uso de mascarillas en interiores, para vacunados y no vacunados, en las áreas de Estados Unidos con riesgo de transmisión “alto o sustancial”; o, lo que es lo mismo, en más de 60% de los condados del país.

Recomienda EU seguir usando cubrebocas aún vacunados

Los máximos responsables de los CDC se reunieron el domingo para tratar este tema, defendieron la semana pasada su recomendación, anunciada en mayo, de que las personas vacunadas no necesitan máscaras en espacios cerrados en la mayoría de las circunstancias, a excepciones del transporte público y los hospitales.

Pero la variante Delta, que representa cerca del 90 por ciento de las nuevas infecciones en Estados Unidos, hizo cambiar de parecer a las autoridades.

Recomienda EU seguir usando cubrebocas aún vacunados

Aunque las vacunas muestran altas tasas de eficacia para evitar la hospitalización y la muerte, los contagios con esta variante se están disparando en los últimos días.

Los expertos sugirieron vincular el uso de la mascarilla a cifras locales, como la tasa de vacunación y de hospitalizaciones por Covid-19, consideradas una medida más fiable de la propagación de la enfermedad que la tasa de contagios.

Según un artículo publicado recientemente en la revista Virological, la carga viral de los pacientes con delta era mil veces mayor que la de los contagiados durante la primera ola del virus en 2020.

Recomienda EU seguir usando cubrebocas aún vacunados

Delta no sólo se multiplica con más velocidad en el interior del huésped en comparación con las cepas anteriores, sino que las personas infectadas expulsan mucha más cantidad de carga viral en el aire, lo que aumenta enormemente la probabilidad de contagio.

El mes pasado, Israel reimpuso la obligación de llevar mascarilla apenas 10 días después de haberla retirado. Algunas autoridades locales estadounidenses, como el condado de Los Ángeles han tomado ya medidas similares.

Te puede interesar Rechazan propuesta mexicana de desaparecer la OEA

LM