Mi ISP me espía

Compartir en email
Email
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en telegram
Telegram

El ISP o proveedor de Internet es la compañía que nos proporciona el acceso a Internet. Nuestro ordenador se conecta a la centralita de la compañía y a través de sus servidores accedemos a Internet. Todo lo que hacemos en Internet pasa por sus equipos, así que mucha gente cree que los proveedores de Internet espían y recopilan todo lo que hacemos. Pero se trata de un mito de Internet sin ningún fundamento.

El tráfico de Internet es tan inmenso, que los ISP no tienen medios de espiarlo o almacenar todo. Sería demasiado caro y exigiría demasiado tiempo. Tampoco tienen ningún interés comercial en esos datos, ya que no obtienen beneficios publicitarios de ellos, como Facebook, Google y el resto. Y tampoco pueden traficar con los datos, porque es ilegal. Así que, sencillamente, espiar no les compensa.

Si es cierto que, por ley, tienen obligación de guardar registros de las páginas webs visitadas y remitentes de emails (no los mensajes) durante uno o más años, según el país, por motivos policiales. Un juez puede solicitarlos si están investigando a algún delincuente, pero nadie más puede acceder a ellos.