AMLO regaña a dirigencia de Morena por alejarse de principios ideológicos

AMLO regaña a dirigencia de Morena por alejarse de principios ideológicos

Compartir
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

El presidente Andrés Manuel López Obrador  dejó a un lado su deber como presidente y tomó el papel de militante de Morena, al regañar a los dirigentes del Movimiento Regeneración Nacional (Morena) por no lograr la renovación de la dirigencia. 

“Me quito la investidura y sólo por esta ocasión hago este comentario. Me llama la atención que llevan, los dirigentes de Morena, de mi partido, aunque yo tenga licencia porque soy presidente, no sé cuánto tiempo sin resolver lo de la dirigencia; como más de un año”, expresó.

Te podría interesar: Morena incorpora eutanasia «muerte digna» en la Constitución

“Se enfrascaron en pleitos y se hacen las encuestas y se le pregunta a la gente si fuesen las elecciones por qué partido votarías, y ese partido está hasta arriba, o sea, es mucho pueblo para tampoco dirigente”, dijo. 

En su conferencia de prensa en Palacio Nacional, criticó que no hay dirección en Morena y existe un “desbarajuste”. 

“Sin embargo, el pueblo tiene otra idea, ojalá y los dirigentes estén a la altura del pueblo, eso sería mejor. Pero también porque lo digo, para que no estén pensando que son indispensables, insustituibles, afortunadamente Morena es pueblo”, señaló.

Sobre la encuesta, que coloca en las preferencias a Porfirio Muñoz Ledo y Mario Delgado Carrillo, López Obrador pidió respetar la opinión del pueblo. 

Te podría interesar: Gibrán Ramírez y Attolini quedan fuera de contienda para dirigir Morena

“Ojalá se le tenga confianza a la gente, si se hace una encuesta y la gente dice es esta persona, esa es la opinión del pueblo y respetarla. Todos tenemos derecho a inconformarse, pero si es por afán individualista eso no va a tener éxito”, agregó.

El titular del Ejecutivo, recordó que no se debe de luchar por cargos, sino por ideales y principios, porque hay campañas para elegir a dirigentes y no se alcanza a entender qué proponen para la transformación, para que haya justicia, igualdad, para acabar con la corrupción, con la impunidad. 

“No es que yo quiero ser dirigente, porque así trasciendo en lo personal, lo importante es pensar en los demás, si no hay amor al prójimo no se es buen dirigente. El individualista, el egoísta, el que le da la espalda al que sufre no es un buen dirigente, ni buen político, es un convenenciero, arribista oportunista, un falsario y ya basta de eso”, sentenció.

JGR

Artículos relacionados

hola