MOVIMIENTO FEMINISTA: LA REPRESION AUMENTA LAS TENSIONES

Compartir en email
Email
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en telegram
Telegram

Los enredos y contradicciones del gobierno capitalino con relación a los gases lacrimógenos usados contra las feministas el pasado lunes, no sólo fueron exhibidos con imágenes contundentes sobre cómo aquellos causaron fuertes estragos a quienes protestaban afuera del muro de la ignominia en Palacio Nacional, sino que reveló el carácter represivo de las autoridades sobre los movimiento sociales (denunciadas por Amnistía Internacional) como el de las mujeres, cuyas legítimas demandas también muestran su falta total de sensibilidad para atenderlas, y el fracaso del gobierno actual para frenar los feminicidios, los abusos sexuales, y en general la violencia de género.

La represión contra el movimiento feminista el 8 de marzo pasado aumentó las tensiones sociales de por si ríspidas en el país.

Te podría interesar: SALGADO MACEDONIO: DEGRADAR LA POLÍTICA PARA INHIBIR EL VOTO

La represión contra el movimiento feminista el 8 de marzo pasado aumentó las tensiones sociales de por si ríspidas en el país.


Si bien el presidente López Obrador le apuesta a que las feministas no tendrán peso electoral, ya sea por su supuesto “carácter minoritario” o “radicalismo”, la indignación de las mujeres a su desgobierno va más allá de las protestas callejeras. En las redes sociales y en el sentir de la opinión pública se expresa el creciente descontento de la ciudadanía por la renovación de la imposición patriarcal (el machismo, la misoginia, etc.) que ha implicado la 4t, lo cual ha elevado las tensiones sociales, y que tendrá como una de sus salidas el voto de castigo (y no sólo de millones de mujeres) contra el partido oficial.

FB: Enrique Villarreal

TW: @evillarrealr

TW: @TvContrapunto

JGR