Salud visual en riesgo por uso excesivo de pantallas durante home office

Compartir en email
Email
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en telegram
Telegram

La pandemia de Covid-19 impulsó formas de trabajo poco exploradas en México, una de ellas es el teletrabajo mejor conocido como home office.

Sin embargo, esta nueva modalidad laboral ha traído consigo ciertos padecimientos relacionados con el sedentarismo y la exposición a pantallas, siendo la salud visual la más comprometida.

Cifras de la Organización Mundial de la Salud (OMS) arrojaron que antes del brote de Covid-19, las personas ya pasaban más de siete horas por día delante de las pantallas, ya sea celular, televisor, computadora o tablet.

Te podría interesar: Home office desgasta, empleados tienen derecho a la desconexión

Los efectos de estos equipos en los ojos se pueden clasificar en los que acontecen en las lágrimas y superficie ocular, los producidos por la luz emitida y los que repercuten en los lentes propios de los ojos.

El uso excesivo de pantallas durante el home office puede causar graves daños a la salud visual, por lo que es necesario tomar en cuenta ciertas prácticas para evitar malestares.

 Salud visual en riesgo

Uno de los padecimientos más comunes es el llamado “ojo seco” el cual es ocasionado por la falta de lubricación de los lagrimales, debido a que la gente deja de parpadear tan seguido debido a fija la vista en un punto.

En estos casos, disminuye la producción de lágrimas, razón por la cual se genera un ojo seco. 

Te podría interesar: Microsoft te da una solución para el exceso de trabajo por la pandemia

Por eso, luego de 30 minutos frente a la computadora, hay quejas de ardor, sensación de cuerpo extraño y enrojecimiento ocular. Frente a estos síntomas, se recomienda parpadear para estimular la propia producción de lágrimas.

El uso excesivo de pantallas durante el home office puede causar graves daños a la salud visual, por lo que es necesario tomar en cuenta ciertas prácticas para evitar malestares.

Respecto de la luz azul -conocida como visible de alta energía-, puede provocar cambios en el ojo. la solución en estos momentos es el uso de  anteojos con filtros específicos que la bloquean o aplicaciones en el celular que disminuyen su emisión en horas nocturnas.

Por otro lado, el empleo de estos dispositivos genera un esfuerzo en el músculo ciliar, que es el encargado de realizar el enfoque de cerca.

Finalmente expertos explicaron que hay al menos 10 factores que podrían afectar la salud visual.

Estos son no hacerse el examen anual, ignorar los ojos irritados, no usar anteojos de sol,frotarse los ojos y pasar demasiado tiempo frente a las pantallas.

Además afecta omitir el cuidado de las lentes de contacto, no retirar adecuadamente el maquillaje, no usar gafas de seguridad, no usar anteojos con la graduación adecuada y fumar. 

JGR