Necesario catalogar como feminicidios narcoejecuciones de mujeres: experta

Compartir en email
Email
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en telegram
Telegram

Las mujeres que han sido asesinadas en ajustes de cuentas o narcoejecuciones, deben ser consideradas como feminicidios, señaló hoy la doctora Julia Monárrez Fragoso.

Y quienes torturan, accionan un arma, no son los únicos responsables de estos crímenes; también lo son los tres órdenes de Gobierno, agregó.

Lo anterior, como parte de su conferencia “Guerra y ejecución de mujeres en Ciudad Juárez”, impartida en las instalaciones del Colegio de Chihuahua (CCh).

Quien tortura o acciona un arma no es el único responsable de los feminicidios; también el Gobierno, afirma Julia Monárrez.

Esto, dentro de la jornada inicial del “Primer Encuentro Violencia contra la Mujer, un enfoque multiactor para su erradicación”.

La mal llamada guerra contra las drogas y el costo en vidas humanas, principalmente y en segundo lugar, en patrimonio, ha sido una atrocidad, dijo. En el caso de Ciudad Juárez, es una tragedia incontable para numerosas personas, agregó.

Te puede interesar: Proponen que ciudadanos paguen la mitad del recarpeteo

“Decir guerra contra las drogas es un mal término. Esta es una guerra inducida, es una guerra racista, es una guerra patriarcal y es una guerra racializada”, afirmó.

“Estas mujeres que son asesinadas en ajuste de cuentas, en narcoejecuciones, necesitan ser consideradas como feminicidio”, indicó.

Monárrez Fragoso criticó a la actual Administración federal, que se nombra como un Gobierno feminista.

“Nada más lejano de un gobierno que rechaza o que sigue dividiendo a las mujeres; en aquellas que son asesinadas por el crimen organizado y aquellas que les llamamos feminicidio”, apuntó.

Es una verdadera tragedia humana

La conferencia giró en torno a cuatro ejes. El primero de ellos dedicado a dar un panorama general de muertes de mujeres ocasionadas por la guerra en el país y Ciudad Juárez.

“Es verdaderamente una tragedia humana, una atrocidad y lo vemos por el número de hombres y mujeres asesinados; pero también, por las más de 90 mil personas desaparecidas”, mencionó.

Sumado a ello están las narcofosas, la trata de personas, en la esclavitud sexual de las mujeres, añadió.

Juárez está entre los 10 municipios con mayor incidencia de homicidios.

También habló sobre de la violencia continua que por décadas se registra en Ciudad Juárez y se inscribe en los cuerpos de niñas y mujeres.

Te puede interesar: Organizan obispos del Norte de Juárez y El Paso plan para ayudar a migrantes

“Cuando vemos las noticias y nos dicen de pronto como ‘¿qué esta pasando en Ciudad Juárez? Un cuerpo desmembrado, un cuerpo mutilado. Pero tenemos años que nuestra ciudad se inunda de cuerpos destrozados”, refirió.

Al respecto, señaló que existe una “invisibilidad de los perpetradores”; esto, refiriéndose a un momento especifico durante la administración de César Duarte, a la que le llamó “la paz mafiosa”.

“Fue en la administración de César Duarte cuando dijo que teníamos una paz. La paz solamente se construye en el momento que tenemos verdad; en el momento que tenemos justicia; cuando tenemos reparación. En el momento que tenemos una comunidad que se hace cargo y se concientiza y se le educa en que lo que nos ha pasado, no puede ni debe seguir sucediendo”, dijo.

El cuarto eje de la conferencia giró en una tipología o clasificación recabada de los motivos y las razones por las que son asesinadas en narcoejecuciones.

No solo el que asesina es responsable de los feminicidios

En el encuentro realizado por el CCh en coordinación con el Instituto Municipal de la Mujer, de Tijuana, Monárrez Fragoso, hablo sobre las responsabilidades en esta guerra.

Dijo también que no vale hacer una distinción entre una mujer asesinada por el crimen organizado y las mujeres asesinadas por hombres conocidos.

“La guerra, es una guerra racista, es una guerra puritana, es una guerra que se cierne sobre las mujeres más vulnerables; pero además de esto, hay lo que llamamos el patriarcado complementario”, indicó.

En este sentido, precisó que no solo es responsable quien tortura, acciona las armas o asesina a las mujeres.

“En este patriarcado complementario son responsables los tres órdenes de gobierno, los presidentes municipales, presidentas municipales, las gobernadoras y gobernadores y los presidentes de la República”, dijo.

El patriarcado es internacional y proviene de Estados Unidos, donde se tocan temas relacionados al crimen organizado y narcotráfico, pero los asuntos de la mujer no son importantes, añadió.

Monárrez señaló que no existe una política ni un enfoque de seguridad humana ni de seguridad para la vida, tanto para mujeres como para hombres.

“Como sociedad, nosotras y nosotros debemos exigir que esta guerra, aunque haya sido ya una declaración retórica de que ya terminó, esta guerra sí debe terminar, porque es un baño de sangre que no nos lo merecemos”, puntualizó.

Este texto es original del Norte Digital con quien Informe Confidencial tiene un acuerdo para publicarlo.

JGR