Eruviel Ávila impide la elección limpia en el Estado de México

Compartir en email
Email
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en telegram
Telegram

Con una serie de mecanismos de legalidad cuestionable, Eruviel Ávila trata de arar el camino para poder entregar el cargo a su compañero de partido y miembro de la dinastía Del Mazo, Alfredo del Mazo Maza

eruviel

Ciudad de México.- Nos encontramos en el punto medio de la contienda electoral por la gubernatura por el Estado de México y se pueden apreciar una serie de situaciones que han marcado un tono de agresión e ilegalidades por parte del partido que actualmente gobierna la entidad.

El Estado de México se encuentra en una situación inusual, ya que después de casi un siglo de ser  gobernado exclusivamente por miembros del PRI y más aún, siendo gobernado por sólo un grupo de familias que se transmiten el poder del mismo modo que se transmiten el nombre, como si se tratara de una monarquía con derecho divino con absoluta impunidad hasta este año.

2017 es un año de crisis para el Revolucionario institucional, pues la corrupción, la ineptitud y la impunidad con la que se conducen los políticos priístas, comenzando con el presidente de la República Enrique Peña Nieto, han desencadenado una crisis de credibilidad y al PRI, que sus mismos militantes buscan nuevas alternativas.

Esto pone en serio peligro la sucesión del cargo a Alfredo del Mazo, quien tiene que hacer campaña con un partido que aún no sale de la crisis de haber puesto un presidente a todas luces incompetente, quien introdujera a Duarte como representante del nuevo PRI, y resultará el mayor defraudador que ha visto el país.

Esta año la joya de la corona electoral, tiene más posibilidades de estar en manos de Delfina Gómez o Josefina Vázquez Mota, representantes de Morena y Acción Nacional respectivamente.

El PRI a nivel nacional presenta nuevamente altos índices de rechazo, y por ende requiere un extraordinario candidato que logre reanimarlo, Alfredo del Mazo no reúne el perfil, ni para ganar, ni para mantener a su partido en la lucha por el poder.

Es por eso que su partido, ha puesto en marcha diferentes mecanismos lícitos e ilícitos para arar el camino de una dolorosa elección gubernamental.

Algunos de estos mecanismos son:

  • El 30 de marzo, de cara a la campaña electoral, el Legislativo local aprobó que 67 de los 90 programas sociales del Estado de México se mantuvieran vigentes durante la época electoral
  • El gobierno estatal repartió casi 56,000 plásticos entre septiembre de 2016 y marzo de este año, en los que erogó 167 millones de pesos
  • Distribución de la tarjeta La Efectiva, para obtener descuentos en diferentes tipos de establecimientos, que representa un uso electoral de los recursos públicos
  • Adelanto de programas de apoyo para estudiantes: “La Efectiva: Programa de útiles escolares”, que consiste en vales de útiles escolares cuya entrega se se realizó a poco más de un mes de los comicios del próximo 4 de junio, un mes adelantada.

Captura de pantalla 2017-05-05 a las 1.12.18 p.m. Captura de pantalla 2017-05-05 a las 1.12.58 p.m.

El uso indebido de recursos por parte del gobierno estado para hacer proselitismo político, es un delito que ha sido denunciado por más de un candidato y más de un partido político, sin embargo, la Fepade y otras autoridades federales no han tomado cartas en el asunto, por lo que se presume una elección de estado, que busca poner en la cabecera del Estado de México a Alfredo del Mazo, por la vía del voto o de la coerción.