5 defensores del medio ambiente asesinados en México

De acuerdo a la ONG Global Witness, México se encuentra entre los 10 países más peligrosos del mundo para las personas que se atreven a ejercer el activismo ambiental. 

México se encuentra por debajo de Filipinas, Colombia, India, Brasil y guatemala. Nada más en el 2018, fueron asesinados 164 defensores del medio ambiente en todo el planeta, y 14 de estos crímenes fueron registrados en México. 

El año pasado fueron identificados 49 ataques contra activistas en diversas partes del país, 21 de los cuales fueron homicidios.

A continuación te presentamos la lista de los 5 homicidios que más han trascendido en los últimos años. 

1. Nora López León

Bióloga y coordinadora del proyecto de reproducción de la guacamaya roja (Ara macao) en el Parque Ecoturístico Aluxes, ubicado en el municipio de Palenque. El cuerpo de la ambientalista fue hallado en la habitación de un hostal sobre la carretera Palenque-Ocosingo, víctima de un ataque con arma blanca. Unos días después, la Fiscalía de Chiapas presentó a los presuntos responsables del feminicidio.


2. José Luis Álvarez

José Luis Álvarez Flores, ecologista reconocido por su labor como defensor del santuario del mono saraguato (Alouatta pigra), cuyo hábitat estaba en peligro por la explotación ilegal del río Usumacinta. También era encargado de la Unidad de Manejo Ambiental (UMA) Saraguato. El cuerpo sin vida del señor Flores fue hallado con cinco impactos de bala cerca del ejido Calatraba, municipio de Palenque.

3. Samir Flores

Samir Flores Soberanes, activista indígena e integrante de la Asamblea Permanente de los Pueblos de Morelos, organización que se opuso desde 2011 al Proyecto Integral Morelos. Esta iniciativa incluía la construcción de un gasoducto que atravesaría Amilcingo, pueblo natal del señor Flores, y pieza esencial para la operación de la termoeléctrica Central de Ciclo Combinado de Huexca. A inicios de 2019, el activista se pronunció en contra de la construcción de la termoeléctrica con los representantes del nuevo gobierno federal. Samir Flores fue asesinado la mañana del 20 de febrero por un grupo armado a las puertas de su casa. 


4. Julián Carrillo

Julián Carrillo Martínez, líder rarámuri y defensor del bosque de la comunidad de Coloradas de la Virgen; hasta el momento de su asesinato, tenía diez años luchando contra la explotación de recursos naturales en los territorios ancestrales de la zona. Además de la tala clandestina, el crimen organizado había ocupado los bosques de la Sierra Tarahumara para la siembra de amapola y cannabis. El señor Carrillo recibió amenazas tras interponer demandas a nombre de su comunidad para pedir reconocimiento como legítimos propietarios de su territorio. En octubre del año pasado, dos hombres armados interceptaron el vehículo en el que viajaba el activista y dispararon con armas largas. 


5. Isidro Baldenegro

Isidro Baldenegro López, líder rarámuri y protector de los Bosques Tarahumara, galardonado en 2005 con el premio Goldman, otorgado a las personas que arriesgan la vida en su lucha contra el daño ambiental. Por muchos años, este activista indígena fue recipiente de numerosas amenazas derivadas de sus constantes denuncias contra la tala clandestina. Incluso fue encarcelado en 2003 bajo el cargo de posesión de drogas, pero puesto en libertad tras la presión de grupos como Amnistía Internacional. Tras vivir un tiempo fuera de su comunidad por el temor a su vida, el señor Baldenegro fue asesinado en Coloradas de la Virgen, Chihuahua, cuando estaba de visita con familiares cercanos. Recibió seis disparos de un arma calibre 38. 

Compartir

Share on whatsapp
WhatsApp
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Artículos relacionados