5 Estatuas de la suerte para los viajeros

Hay ciudades alrededor del mundo que cuentan con una estatua, monumento o fuente que a través de los años y leyendas que pasan de generación a generación se han vuelto famosas tanto para los residentes como para los viajeros, sobretodo porque se dice que dan suerte o dinero. 

A continuación te mostramos nueve estatuas alrededor del mundo que supuestamente dan buena suerte con el simple hecho de tocarlas. 

1. Victor Noir, Francia

Se trata de un mausoleo en el cementerio de Père Lachaise, en París. A él acuden las personas que desean encontrar una pareja, quedar embarazadas o tener una vida sexual plena. 

En su tumba se encuentra una figura de é bañada en bronce, realizada por el escultor Jules Dalou, y el ritual consiste en tocarle los pies y acariciarlo por la entrepierna, colocar un flor en el sombrero y besarle los labios. 

View this post on Instagram

#victornoir

A post shared by Rikke Kjeldal (@rikkekjeldal1) on

2. Seno de Julieta, Alemania

Si deseas un amor como el de Romeo y Julieta, puedes acudir a la casa de Julieta en Verona, Italia, donde se colocó una estatua en su honor, la original fue retirada del patio y se encuentra dentro de la casa donde hay un pequeño museo. Sin embargo, la réplica es muy convencedora y los turistas siguen haciendo el mismo ritual, colocar una mano en el seno derecho de Julieta para encontrar el verdadero amor.  

3. El porcellino, en Florencia Italia

Quienes viajan a Florencia y se enamoran de ella, seguramente desearán regresar a esta ciudad, así que deberán colocar una moneda en el hocico del Porcellino, la famosa estatua de un jabalí “milagroso”, y dejarla caer a su fuente. Si la moneda cae dentro, es un hecho que volverán. 

El porcellino es un jabalí de bronce, obra del escultor italiano Pietro Tacca, y se encuentra cerca del Ponte Vecchio (Puente Viejo). Diario recibe a cientos de turistas que quieren cumplir con la tradición para poder regresar a la ciudad que es cuna del Renacimiento.

4. El Dedo de David Hume, Escocia

David Hume fue un filósofo escocés del siglo XVlll. En la ciudad de Edimburgo, Alexander Stoddart creó una estatua de este personaje recostado en una silla. Se dice que si llegas a rozar el dedo gordo de uno de sus pies, podrás obtener un poco de sabiduría. 

5. La Nazi de Lincoln, Estados Unidos

Los restos del expresidente de Estados Unidos, Abraham Lincoln, descansan en el cementerio de Oak Ridge, en Springfield Illionis. Ahí mismo está su mausoleo con una escultura elaborada por Larkin Mead, y que muestra su gigante rostro. 

La gente que visita su tumba, suele acariciar la nariz de la estatua ( de ahí que ahora se vea de otro color) porque á piensa que la traerá buena suerte. 

Compartir

Share on whatsapp
WhatsApp
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Artículos relacionados