Industria Maquiladora: piedra angular de la recuperación económica en Ciudad Juárez

Con más de sesenta años de historia en la frontera norte, la industria maquiladora ha sido partícipe de transformaciones económicas y sociales relevantes que le han permitido mantener una dinámica de crecimiento constante en las diversas regiones de México.


Sin embargo, a raíz de la emergencia internacional y el impacto económico que la pandemia trajo consigo a nuestro país, la maquila enfrenta un fenómeno de revaloración de su papel estratégico en México. Un protagonismo que en regiones como Ciudad Juárez, se presenta como ejemplo de avance y soporte económico para 1 millón 600 mil habitantes.

Con más de 23 parques industriales en mil hectáreas de terreno, este sector productivo logró preservar, a pesar del Covid-19, más de 400 mil empleos fijos que permitieron no sólo mantener la dinámica económica de los juarenses, sino contrarrestar en gran medida el impacto que la cuarentena dejó durante el primer semestre del 2020.


Para especialistas como Isaac Leobardo Sánchez Juárez, economista e investigador de la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez (UACJ), las maquiladoras en Ciudad Juárez resultan un sector prioritario que debe ser procurado, ya que cualquier obstáculo o sobrerregulación podrían significar una crisis económica aún más profunda.


“La industria de manufactura mantiene a flote a la ciudad actualmente”, apuntó por lo que las reformas a las Reglas Generales de Comercio Exterior (RGCE) publicadas el 24 de julio por el Gobierno federal, provocarán que las empresas opten por irse del país, sentenciando a los siguientes sectores:
Comercio General


El escenario del cierre de maquilas en la frontera traería consigo pérdidas catastróficas para comercios y pequeñas empresas de la región. En el caso de los casinos, se ha advertido de la pérdida de 5 mil empleos ante la falta de operación, pero, un escenario que se volvería aún más dramático sin maquiladoras que permitan a las personas gastar su dinero en apuestas, sabiendo que ya no tiene forma de conseguir más.


Para diversos analistas, perder las maquiladoras sería equivalente a entrar a un túnel de pérdidas cuya magnitud ni siquiera es posible imaginar, ya que las empresas juarenses que viven de las compras que hace la industria maquiladora son incontables y de los más variados rubros. Difícil es pensar que siquiera una tienda de artículos deportivos pudiera sobrevivir, porque su ingreso más fuerte proviene de la compra de uniformes e insumos para equipos de trabajadores de la industria de maquila.

Imaginar que de un mes a otro la ciudad deje de percibir más de un millón quinientos mil pesos en derrama salarial directa, es incidir en un efecto dominó que se reflejaría en baja de compras en tiendas y otros establecimientos comerciales.


Movilidad
Otro sector que se ha mantenido a flote gracias al sector de la maquila es el del transporte de carga. Miles de unidades que hasta la fecha se encuentran en completa operatividad. Trabajo para cientos de choferes y maniobristas que no han dejado de percibir ingresos y miles de personas movilizándose en transportes urbanos gracias a la actividad industrial.


Educación
Un área muy importante que tampoco se ha visto afectada gracias a la actividad de la maquila en Ciudad Juárez son los sectores académicos y escuelas técnicas superiores, enfocadas en la aplicación de conocimientos y especialización para la actividad industrial.


Asimismo, la actividad irrefrenable pese a la pandemia puede hacer posible que se mantengan los programas de becas concedidas por la industria de maquila a estudiantes de la región. Los especialistas aseguran que sin maquiladoras no habría estímulos ni económicos ni morales para ir a estudiar y regresaríamos a los tiempos en los que la secundaria era el máximo nivel de estudios a que se podía aspirar.


Turismo
En el caso de la industria hotelera, la maquila ha permitido que, pese a la actividad y ocupación con estrictas medidas implementadas a nivel nacional, en Ciudad Juárez estos sectores tengan oportunidad de subsistencia. Actividad de negocios que ha permitido que la dinámica, con todo y los problemas, no haya caído hasta el suelo.

Inversión y gobierno
En el campo de las instituciones gubernamentales, la industria maquiladora no ha parado de inyectar recusos y aportaciones que permiten hacer posible que los planes municipales y estatales se mantengan en pie. Cuotas de seguro social y aportaciones obrero patronales que paga la industria, así como los ingresos millonarios destinados a la Comisión Federal de Electricidad..

Compartir

Share on whatsapp
WhatsApp
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Artículos relacionados