España aprueba su primer ley para combatir el cambio climático

Compartir en email
Email
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en telegram
Telegram
España cuenta con su primera Ley de Cambio Climático y Transición energética luego de que fuera aprobada por el Congreso de los Diputados. De esta forma, cuenta con una hora de ruta en la que se establece que ya no se venderán autos contaminantes en 2040, así como reducir la emisión de gases efecto invernadero y alcanzar la descarbonización. 

En este sentido, Teresa Ribera, vicepresidenta cuarta y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, aseguró que es “una ley que el país necesitaba e imprescindible”.

“Abordamos retos complejos en un momento difícil para nuestra sociedad y, sin embargo, es en esta misma coyuntura donde se muestra con total evidencia la urgencia de transformar nuestro modelo de desarrollo y nuestra forma de vida integrando en ella los criterios de sostenibilidad y resiliencia”, dijo a diputados

La nueva ley ayudará a España a cumplir con sus compromisos internacionales para combatir la crisis climática y alcanzar la neutralidad climática antes de 2050.

Además, propiciará un sistema eléctrico con, al menos, un 74  por ciento de generación de renovables, frente al 40 por ciento que tiene actualmente. 

También se impulsa la transformación de los centros de ciudades. De esta forma, los municipios de más de 50 mil habitantes y territorios insulares deberán crear zonas de bajas emisiones en los próximos tres años. 

España Cambio Climático

Así, poblaciones como Toledo o Gandía deberán imponer restricciones al tráfico, pero al mismo tiempo impulsar la electrificación de la red de transporte público o facilitar los desplazamientos a pie y en bicicleta. 

Asimismo, la ley impulsa que se revise y modifique el sistema educativo, para así reforzar el conocimiento sobre el cambio climático y sus implicaciones y “la adquisición de la necesaria responsabilidad personal y social”, dice la ley. Para ello, se revisará el tratamiento del cambio climático y la sostenibiIidad en los planes de estudios de manera transversal.

La norma parte con dos fechas clave para su desarrollo: una, 2030, cuando España deberá reducir un 23  por ciento las emisiones de gases de efecto invernadero respecto a 1990 y que representa tres puntos más del texto que el gobierno envió al Congreso hace casi un año, y otra, 2050, año para alcanzar la neutralidad climática, es decir que las emisiones netas de gases de efecto invernadero se equilibren y sean iguales (o menores) a las que se eliminan a través de la absorción natural del planeta.

La nueva ley entrará en vigor al  día siguiente de su publicación en el Boletín Oficial del Estado.

Te puede interesar: Energías renovables crecen más de 40% en España

IV